El 39% de los empleados prefiere no usar la videoconferencia por pudor

Un 39% de los trabajadores de oficina prefiere no utilizar las comunicaciones por vídeo en el trabajo por estar preocupados ante la posibilidad de no dar una buena imagen ante la cámara, según un sondeo realizado por Damovo.

Damovo asegura que uno de cada diez potenciales usuarios de estos sistemas en la empresa se sienten demasiado avergonzados ante la idea de hablar delante de una cámara y asegura que les produciría la misma sensación que hablar en público. Por otra parte, de aquellos a los que les gustaría utilizar las videocomunicaciones, el 19% opina que, no obstante, su lugar de trabajo no es adecuado para ello.

Sin embargo, casi dos terceras partes (63%) de los trabajadores sondeados por Damovo cree que se sentirían más dispuestos a realizar una determinada acción que se les solicitara si se les pidiera mediante una conversación vía videoconferencia en lugar de a través de un correo con las mismas instrucciones o información.

En cuanto a la utilización de servicios de videocomunicaciones para fines personales, no parece generar tanto pudor entre los usuarios. El 88% han utilizado servicios de vídeo como los de Skype para comunicarse con sus amigos desde sus hogares.

Movilidad empresarial

Impresión profesional

HP Impresion Móvil Pymes

Documentos ComputerWorld

Protección de datos simplificada SEGURIDAD

Próximo evento